top of page

 BLOG DISTRITO UVE 

-El blog de los oídos inquietos DESDE 2012, por Vane Balón-

  • Foto del escritorVane Balón

TODOS LOS DÍAS SON EL 8 DE MARZO: CADA DÍA A SEGUIR ALZANDO LA VOZ POR LA IGUALDAD REAL


todos los días son 8M - Vane Balón - bloguera musical - distrito uve - mujeres en la música - igualdad real - 8 de marzo - día internacional de la mujer

Cada 8M la igualdad y los deseos de que llegue de manera efectiva y real inundan las redes sociales, y cada rincón de los medios de comunicación. Un año más alzo la voz insistiendo en que hoy y el resto de los 364 días del año hay que seguir reivindicando porque queda mucho por hacer aunque sí se haya avanzado.


En esta ocasión rescato un texto que creé en un proceso de selección para un puesto de trabajo el pasado mes de febrero 2024 en el que pasé la primera fase a modo de criba por currículum, pero en la fase práctica me descartaron. No me cogieron para el puesto de trabajo relacionado con comunicación política, pero rescato el contenido generado en la prueba. Se podía elegir entre tres temas y uno de ellos era la política municipal de igualdad. Fue un texto sentido que merece la pena ver la luz.






Este artículo forma parte también de mi blog personal Sopa Frita en mi Cabeza. Allí los textos van a compañados de música, y elegí para la ocasión a BALA y su nueva pieza "Equivocarme". Te recomiendo leer otros fideos reivindicativos en mi blog personal Sopa Frita en mi Cabeza como La homosexualidad regresando al armario o La meritocracia, utopía inoculada por un sistema alejado de la igualdad o El nazismo renaciendo: cuando se normalizan discursos de odio. En este blog los textos van acompañados de música que sugiero, y la temática es muy diversa, abordando desde reflexiones emocionales y trabajo personal hasta experiencias profesionales, reivindicaciones varias, esoterismo y un largo etc.


SOBRE EL TEXTO CREADO

La prueba fue larga, y uno de los apartados tenía que ver con crear un texto argumentando la elección del tema elegido. Decidí crear algo sentido y sincero vinculado a la igualdad y al 8 de marzoM, y tener este artículo en un cajón me parece desperdiciar ideas y contenido que creo puede inspirar.


Lo que sí sé es que este texto ofrece una parte de mí que me acompaña desde bien pequeña: inquietud y reivindicación cuestionándome aquello que tras analizarlo sé que no funciona como debe. Replantearme muchas cosas ha sido vital en mi existencia, y cada año va a más. No concibo mi día a día sin analizar realidades que se pueden mejorar.



Sigamos luchando por una igualdad real y efectiva hoy el resto del año. Por las de ayer, por las de hoy y por las que vendrán. Y porque me baso en la firme creencia de que la igualdad es un hecho, o al menos debería serlo y no tanto un derecho a conquistar.


ESTE ES EL TEXTO QUE CREÉ SOBRE IGUALDAD Y EL 8 DE MARZO EN UNA PRUEBA PRÁCTICA PARA PUESTO VINCULADO A COMUNICACIÓN POLÍTICA


En pleno siglo XXI, era tecnológica donde los avances con la creación de internet han generado incluso un fascinante cambio de paradigma en comunicación, parece una paradoja que aún las voces de las mujeres sigan sonando por debajo de la de los hombres en cuestiones profesionales, sociales, emocionales, familiares…


Lamentablemente así es: seguimos necesitando reivindicaciones como la del 8M y políticas efectivas de igualdad para continuar alzando la voz, porque a la mitad de la población se nos siguen negando derechos que nos equiparan con nuestros homólogos masculinos.


Hay muchos motivos que me han impulsado a defender este tema dentro de la prueba práctica, y uno de los principales es que estoy firmemente comprometida desde hace años dedicada a reivindicar la igualdad en Industria Musical. A continuación enumero algunos motivos más: la brecha salarial, los techos de cristal, la no conciliación, la presión social ante la libertad sexual, los roles perpetuados de “supermadre abnegada”, los estereotipos condicionando desde la infancia, el sesgo de género en el lenguaje que delimita el masculino genérico amplificando con ello el referente masculino extensivo en la imaginería colectiva -y excluyendo así el ideario femenino- (interesante este estudio elaborado en IES Berenger Dalmau durante el curso 2019 – 2020 utilizando el masculino genérico)…



Además, fueron muchas las mujeres antecesoras que tiempo atrás iniciaron reivindicaciones al respecto (interesante ver el documental “Herederas” de Silvia Venegas nominado en los Premios Goya de este año); incluso unas cuantas dieron su vida por derechos negados en su época y conquistados en la actualidad.


Así que por dignidad, por respeto, por agradecimiento y porque siendo mujer no comprendo el conformismo social que niega el machismo, que es cómplice de las desigualdades y que fomentan estereotipos perpetuados por un segmento de la sociedad anclado en visiones tan arcaicas como injustas… Todo esto hace que elija el tema de la igualdad hoy y siempre, y también porque tengo una hija de 8 años y medio por la que me estoy reeducando día a día y para la que quiero un futuro sin “Día de la mujer” y sin reivindicaciones de igualdad por haber logrado por fin la igualdad real que nunca se nos debió negar. Hasta entonces seguiré alzando la voz.


TODOS LOS DÍAS SON EL 8 DE MARZO: RAZONES PARA CONTINUAR LA LUCHA POR LA IGUALDAD REAL


Efectivamente esta premisa debe envolver cada acto, cada palabra y cada inquietud. Todos los días son 8M, insisto. Me consta que hay cantidad de personas que envuelven en color morado y etiquetas relacionadas a la fecha cada 8M, pero después en su día a día los actos no acompañan esa complicidad que dicen tener.



No se trata solo de escribir y apoyar una vez al año: se trata de reeducarse a diario y de ir desmantelando el tejido de camaradería que sigue perpetuando mensajes, estereotipos, cosificaciones, negacionismo del machismo y así un largo etc. ¿De qué más se trata? Algunos ejemplos:

  • Va de pararle los pies a tu amigo el putero que se jacta de las infidelidades cometidas por el grupo de amigos de Whatsapp o en quedadas tomando una caña, mientras tú sabes que llegará a casa sonriendo a su mujer y vendiendo el papel de buen padre mientras es cómplice de la trata de blancas. Dile que de qué va, que pare, que está haciendo daño a su mujer y a sus criaturas.

  • Si te mandan contenido pornográfico por Whatsapp recuerda que tal vez si fuese tu hija, prima, sobrina, nieta o tía la de la imagen cambiaría mucho su significado… ¿Están ahí por obligación, porque quieren o porque han hecho montaje con IA? DA IGUAL, no importa, deja de blanquear la explotación sexual, la pornografía y la cosificación extrema.



  • Y en la música no solo se trata de generar un cartel cada 8M donde la mayoría de bandas -o todas- tienen mujeres en sus filas, cuando el resto del año no supera ni el 20% la presencia femenina en una grandísima parte del resto de carteles, y eso con suerte… Estaría genial que las bandas homólogas masculinas se negasen a tocar si el cartel no cuenta con más presencia femenina. Hay infinidad de bandas con integrantes femeninas de calidad, pero si no lo reivindicas desde tu posición de poder eres cómplice también.

  • Tampoco se trata de ensalzar la voz con la frase manida «yo sí te creo» en la manifestación del 8M, y luego en debates de redes sociales añadir un comentario donde dejas claro que pones en duda a la presunta víctima de un conocido jugador de fútbol porque te encanta ese deporte y ese equipo, y crees que la chica busca ser famosa… Y esto aplicado a muchos casos en los que se pone en duda a la víctima porque el presunto abusador/violador es de un grupo de música que te gusta, o un actor aparentemente entrañable, o un compositor aclamado, o un director de cine conocido, etc. Deja tu hipocresía a un lado y piensa en que si las víctimas fueran de tu familia querrías que tuvieran apoyo, protección y justicia.

  • Igualmente no se trata de creerte feminista por tener madre, tías, hermanas, etc. que quieres y respetas, mientras otros días insultas en comentarios a las jugadoras de la selección española femenina porque denunciaron a Rubiales y crees que fueron oportunistas… Piensa si esas jugadoras fueran de tu familia, a ver si verías el caso igual…



  • Deja de normalizar que a las mujeres se nos trate con condescendencia, se nos ponga en duda, se nos toque físicamente sin consentimiento o se nos nieguen oportunidades teniendo preparación igual o superior a homólogos masculinos. Piensa en tu hija, prima, tía, sobrina, nieta, mujer, amiga, novia… ¿Restarías importancia si te contaran vivencias de este tipo?

  • Posiblemente conoces casos de abusos de poder, y si no los conoces te los han contado: no los niegues solo porque a ti no te haya pasado.

  • Y, ante todo: no se trata de apoyar a tus compañeras del gremio cada 8M (seas del humor, danza, cine, pintura, música, teatro, escultura o de cualquier sector profesional) mientras después en entrevistas o conversaciones con tu gente comentas que si no hay mujeres en el gremio no es porque no se las busque, es que dices que «hay menos que hombres…» ¡Venga, va! Que sepas que con ello estás siendo cómplice de perpetuar unas mentiras que se desmontan fácilmente tirando de Google, RRSS y ganas de encontrar opciones muy válidas y muy profesionales con nombres y apellidos de mujeres. Internet ya ha desmantelado esas podridas mentiras.

Es hora de apoyar y tender la mano de verdad a las compañeras día a día.


TE PUEDE INTERESAR LEER:







¿HABRÁ RELEVO GENERACIONAL EN EL ROCK? REFLEXIONO CON CARIÑO PARA QUIENES CREAN MÚSICA





Comments


bottom of page